“Deja en paz al diablo” de John Verdon.

 

deja en paz al diablo

Bonito título. Es la puerta por la que no puedes dejar de pasar para conocer lo que hay detrás.

Aquí nos encontramos con otra aventura del detective Dave Gurney que al paso que voy ya es como de casa. Garbanzos en la mesa pongo para él cualquier día de estos.

La historia arranca con una llamada de teléfono de la periodista que le hizo famoso en el pasado dándole con sus artículos prestigio de “superpoli”. Necesita un favor para su hija, Kim Corazón.

¿De que se trata, pregunta nuestro poli retirado y que si se descuida tiene más trabajo que antes? De asesorarla en los asuntos en los que Gurney es conocedor: los crímenes y los asesinos múltiples.

Kim tiene en proyecto presentar lo que les ocurre a los familiares de las víctimas de asesinato, de exponer esas vidas rotas por la tragedia. Siempre con respeto ¿eh? (a mi el planteamiento ya me parece un rato morboso) Una cadena de televisión le ha ofrecido un programa de entrevistas y ese puede ser un salto inmenso en su profesión de periodista. El problema: que la cadena en cuestión es la máxima representante de lo que no se debe hacer con las noticias: alarmar, alimentar el morbo y los mas bajos instintos de la gente, recrearse en el dolor de los demás, … en fin, ¡una joyita!

Lo que sale por la boca del personaje que la dirige defendiendo su “modus operandi” es una exposición de como es el mundo de asqueroso. Según su exitosa visión la gente es retorcida y le gustan las historias truculentas y las imágenes escabrosas. Él, pobre ovejita sin maldad, lo único que hace es darle al público, mejor que nadie, lo que pide.

Y Kim, toda inocencia, le pregunta a Gurney a cuenta de este gran chico:

– Si tu estuvieras en mi posición, ¿tratarías con él?

– Eres lo bastante lista para saber que es una pregunta absurda.

– No, no lo es. Solo imagina que estás en la misma situación que yo.

– Me estás preguntando qué clase de decisión tomaría si no fuese yo, con mi historia, mis sentimientos, mis ideas, mi familia, mis prioridades, mi vida. ¿No lo ves? No puedo ponerme en tu lugar. Es absurdo.

¡Me gusta este hombre!

El proyecto acaba centrándose en un único asesino: El Buen Pastor.

¿Y quién es él? (¿en que lugar se enamoró de mi? La, la, la… No, ¡un momento!, mejor imaginaos una música impactante, de peli del maestro del suspense, el gran Hitchcock). Nunca consiguieron apresarle a pesar de todo lo que se investigó y escribió sobre su perfil psicológico y sus crímenes. ¿Por qué? Según nuestro detective favorito de hoy porque una vez trazado ese perfil de como debía ser el asesino las pesquisas se fueron adecuando a él. Pero Gurney sospecha que toda la investigación parte de planteamientos erróneos y allí se nos pone, la criaturita valiente, a enfrentarse al FBI y a los psicólogos y a todo el que se ponga por delante tratando de impedir que resuelva el acertijo.

Aderezando la historia seguimos teniendo la relación con su mujer que son las partes que menos me gustan pero que le dan una dimensión más profunda al personaje de Dave Gurney. Nos expone a través de cómo interactúan su incapacidad para expresar sentimientos, su miedo a convertirse en un ser solitario distanciado emocionalmente de todo y de todos, su despiste hacia la rutina diaria, sus intentos de conectar con su hijo, etc. Con eso es con lo que tenemos un personaje redondo, que evoluciona con las experiencias y que va cambiando a lo largo de la serie.

Un aparte para solidarizarme con él cuando defiende su olvido. El olvido no es voluntario. Su mujer le dice que se olvida sólo de aquello que no tiene interés para él, como llamarla a una determinada hora o acordarse de qué planes tenía ella esa tarde. Mientras, le echa en cara que nunca olvida ir a declarar a un juicio. Y si es así ¿qué pasa? ¿Tiene que ser ella, el modo en que ella quiere vivir y toda su agenda lo prioritario en la vida de mi Gurney? Que la quiera no significa que no haya muchas cosas que le entusiasmen tanto que le hagan perder la noción del tiempo. Todos prestamos atención a lo que nos interesa, no a lo que dicen que debe interesarnos. No, no, no. Me resultó un poco cargante su mujer.

Y entre unas cosas y otras nuestro detective estrella inicia una línea de investigación totalmente diferente a la oficial del FBI. Y comienzan de nuevo los asesinatos entre los familiares de las victimas del Buen Pastor. ¿Que está pasando? ¿Ha vuelto el asesino? ¿Por qué? ¿Tiene algo que ver con las amenazas y trampas de la casa de Kim? ¿O se trata sólo del “no muy centrado” de su ex? ¿Que papel tendrá en la resolución del caso el único detective que logró sorprender al asesino y cuya alocada persecución le costó su carrera? (fue un fiasco). Hummm!! Este personaje es muy llamativo: dedicado al comercio de armas es un paranoico que vive solo, en una cabaña alejada del mundanal ruido y protegida cual castillo por un “foso” de serpientes. ¿Está lúcido y es una pose o está loco de verdad?

Pasito a pasito el autor nos va guiando. ¿Por qué intuí otra vez es asesino y acerté? No hay datos claros que yo pueda señalar y que me sirvieran pero lo cierto es que mi apuesta ganó. Pero no era un final previsible. Era en cambio un final emocionante y “de película” con mucha acción.

Encontré en esta novela muchos personajes interesantes y un buen ritmo (si exceptuamos los apartes con su mujer, ya sabéis). Si os apetece novela policíaca esta es una buena elección.

Si queréis ver otras opiniones, aquí os dejo unos enlaces:

Susurros de biblioteca

El búho entre libros.

La letra crítica

“No abras los ojos” de JOHN VERDON.

 

 

images (1)

He aquí un interesante descubrimiento. Seducida por la portada, tan oscura ella, me tiré a la piscina sin buscar ninguna referencia en internet como suelo hacer (excepto con los autores consagrados en el altar de mi estantería, que ahí ya no hay filtro ninguno. Es como una marca favorita. Conseguido el prestigio ya consumo todo lo firmado).

A cuento de esto recuerdo que siendo pequeña me asombraban las cantidades que se pagaban por cuadros abstractos que me parecían una birria (Picasso nunca me gustó). Pregunté a mi padre, que en mi universo tenía todas las respuestas, y esta vez la contestación fue “es que lo que vale es la firma”. Una obra pintada por Picasso cuando era niño vale lo que vale sólo por ser suya y por la fama que alcanzó después.

Rebobinando. Por eso leo todo lo de Aynd Rand, Sandra Brown, Lisa Gregory, Nalini Singh, Jojo Moyes, Lisa Kleypas, etc., etc., etc. No todo me ha gustado, pero es lo que hay, no vaya a ser que me pierda alguna joya. He decidido sumar a John Verdon a la lista. Y como pensé que era una novela independiente me sorprendí al encontrar algunas referencias a hechos anteriores relatados en otra novela. Había empezado por el segundo de la serie de aventuras del detective Dave Gurney. Pero eso es un detalle sin importancia si no eres muy maniático porque le historia se sostiene sola.

Y es una historia muy interesante. Una novia muere decapitada por un machete durante la ceremonia de su boda. Todo apunta que el culpable es el jardinero. Dave Gurney se ve implicado de lleno en la investigación de este crimen “animado” por su amigo el detective Jack Hardwick. Adoro a este personaje. Cínico y gruñón, grosero… es el contrapunto perfecto al imperturbable Gurney.

Hay que decir que no es que nuestro detective estrella necesitase mucho ánimo porque ha nacido para resolver enigmas y su bucólica vida en el campo en compañía de su mujer, Madeleine, está acabando con él tras su retiro de la policía. Se da un plazo de dos semanas y si no lo resuelve en ese tiempo dejará la investigación. Es lo que piensa que será un plazo razonable para lo que quiere hacer sin que su extrema dedicación al caso le pase factura a la relación con su mujer.

La historia se va complicando poco a poco, y nos encontramos en un escenario de un asesino múltiple extremadamente inteligente. La “muerta” resulta que era un todo un cerebro pero estaba bastante loca. Guapa y rica había abusado de todas las drogas y el sexo al que había podido tener acceso.

Es su madre la que contrata a Gurney para que realice una investigación independiente a las que lleva la policía. A su entender son unos incompetentes y se encuentran en un punto muerto. Es su sentido de culpa por como desatendió a su hija en su infancia más que su amor de madre lo que la empuja a pagar lo que sea necesario para que se encuentre al culpable.

Gurney empieza a desenredar la madeja y comienza a sospechar que el jardinero, culpable señalado por todos y al que se ha tragado la tierra, puede no ser el culpable. Tachán…. Si no es él ¿quién?

El pasado de la hermosa novia liquidada en el día de su boda se va desvelando. Estudió en un colegio que se ha transformado. De atender a “niñas con problemas de conducta” han ido conformando un alumnado de niñas realmente enfermas. Niñas que abusan sexualmente de niños más pequeños, o que utilizan el sexo para conseguir lo que quieren.

Os cuento que todas las “perversiones” de las que se habla simplemente son para situar la acción y el porqué del desarrollo de los acontecimientos. No hay descripciones morbosas. No hay temas escabrosos narrados en detalle.

Y hasta aquí llego para no destripar mucho la novela. El asesino lo intuí pero no sé por qué, porque pistas claras no hay hasta el final.

Del personaje de Dave Gurney me atrajo su serenidad ante el peligro, su seguridad en su capacidad para resolver entuertos, su frialdad. La parte en la que narra la relación un poco complicada con su mujer es quizás lo que menos me ha gustado. Se me ha hecho un poco lenta aunque tengo que reconocer que ha contribuido a que la imagen de los personajes tengan matices que no podríamos percibir de otro modo. Vemos así la diferencia de personalidades y la diferencia en las cosas que le apasionan. Vamos, el pan nuestro de cada día de las parejas. Ella es feliz con su bucólica vida en el campo y el se aburre como una oveja. Ella teme que su manía de implicarse con gente peligrosa (los asesinos no son hermanitas de la caridad) salpique ese remanso de paz que es su casa y altere su segura vida. Pensó, pobre ilusa, que al retirarse de la policía y dejar la gran ciudad su día a día sería tranquilo y se encuentra con que el pobre hombre tiene casi más trabajo que antes.

La forma de narrar de Verdon me ha gustado mucho. Muchas de las cosas que dicen los personajes son de las que te hacen volver atrás en el párrafo y volverlo a leer. No porque no se entienda o sea confuso sino porque “¡mira que cosa más interesante! ¡mira que sentido común!”. He encontrado que el autor es bastante conocedor de la naturaleza humana y lo refleja muy bien.

La historia tiene un buen ritmo y no deja ningún cabo suelto. Sólo un misterio sobre lo que le pasó “cierta noche” a nuestro detective pero que no es efecto del despiste sino algo totalmente buscado por el autor.

En definitiva, acabé el libro y como una posesa me fui a por dos novelas más del autor a la biblioteca. Más tarde os subo mi opinión de la de “Deja en paz al diablo”. Os adelanto que también me ha gustado mucho.

LINDA HOWARD. “Matar para contarlo”

LINDA HOWARD Matar para contarlo2

 

  • Nº de páginas: 272 págs.
  • Editorial: URANO
  • ISBN: 9788479533694

¡¡¡Vamos con una de suspense romántico!!!

Empiezo a leer y… ¡escena conocida!: una vieja casa en el Barrio Francés de Nueva Orleans, dividida en apartamentos y con un patio interior repletito de vegetación lujuriosa que desprende un maravilloso perfume. Dos policías. El más joven fascinado por el estilo vistiendo, por la manera de vivir (caray, si hasta tiene unos helechos adornando el balcón) y por la forma de ser del más mayor (tío estupendo en todos los sentidos). El más joven encuentra la casa ordenada y medita sobre su desastroso apartamento, los restos de comida dejados en cualquier sitio y ropa por doquier. Y medita también sobre el por qué del éxito con las mujeres.

Otra escena: el caso que sigue el policía Chastain (muy, pero que muy triste) sobre la muerte de un niño por maltrato de su padre.

Estas dos escenas estaban frescas en mi memoria pero del resto del libro no me acordaba ni mijita. Lo he debido leer hace años. Y como la trama me seguía resultando interesante (Dios, que memoria la mía) pues me dije: ¡relectura!

¿De que va la cosa? Os paso el resumen que encontré en La Casa del Libro:

Demasiadas cosas en tan poco tiempo. Tanto es así que, de buen seguro, cualquier mujer, incluida Karen, hubiera sucumbido, se hubiera desmoronado. A los pocos meses de morir su madre, el padre es asesinado. Y no solo eso, incendian la que fue la casa familiar, asaltan el apartamento en el que vive e intentan atropellarla. Pero Karen, golpeada y magullada, violado su hogar, resiste. Marc no es ajeno a esa resistencia. Por primera vez en su vida esta mujer, esta enfermera dedicada por completo a su trabajo, descubre en el sentido más amplio, sensual y emocionalmente, el significado de la palabra amor. Solo una trama de corrupción y asesinatos que arranca de la guerra de Vietnam y en la que están implicados políticos del mas alto nivel puede poner en peligro la merecida felicidad que Karen y Marc empiezan a vislumbrar.

UNA ENFERMERA DEDICADA

Karen Whitlaw apenas conocía a su padre, una simple sombra en su vida que aparecía y desaparecía sin dar explicaciones. Por ello, cuando recibió un paquete de él a punto estuvo de tirarlo a la basura. Días mas tarde, un policía le comunicaba la noticia: lo habian asesinado en extrañas circunstancias en las calles de Nueva Orleans. ¿Quién era aquel hombre del que había heredado solo el apellido… y un montón de problemas? No podía odiarlo, pero ¿lo quería? ¿Después de abandonar a su madre, de marcar su vida, de hacer de ella una mujer arisca, distante, incapaz ya de confiar en ningún otro hombre?

UN POLICIA CON CLASE

Solo un policía fuera de lo común podía ver tras el homicidio de un vagabundo un crimen aun peor. Solo un hombre seguro de sí mismo, fuerte y atractivo, pero, ante todo, educado y sensible, protector, seria capaz de lograr que una mujer como Karen se enamorara. Marc Chastain procedía de una familia de abolengo venida a menos, y ello le confería un aire de distinción, de autentico caballero sureño. Por otra parte, también podía ser un enemigo feroz, experto en lucha callejera y hábil en el manejo del cuchillo y la pistola. Tanto en su profesión como en sus relaciones, esta combinación hacia de él uno de los mejores policías y, tal vez… un gran hombre.

Creo que no hace falta completar este “resumen” porque por poco nos cuentan la novela (y yo ahora al copiarlo). La trama resulta interesante aunque el asesino, cerebro de todas las maldades, está claro desde el principio. Lo que no sabemos es el móvil. Tengo que decir que lo intuí hacia la mitad del libro pero no estoy segura de si era un pequeño rastro en mi memoria.

Cortejo, trama interesante, mercenarios a sueldo, la CIA… toda una trepidante historia con un final de película. No sé si se ha llevado al cine pero se presta para una de esas películas policiacas que, sin ser una joya, te mantienen pegada a la pantalla.

El personaje de John Medina, el hombre que trabaja para la CIA y que no figura en ningún archivo, despertó en mi una gran curiosidad.

Paso siguiente: rápida búsqueda en internet por si ha escrito otra novela la autora con la historia de éste personaje.

Resultado: Matar para contarlo se trata del primer libro de la “Serie John Medina”. Los otros dos que completan la trilogía son “Juego de Sombras” y “Un beso en la oscuridad”.

Un pensamiento que me venía a la cabeza con frecuencia era la absoluta soledad de la protagonista. No hay familia (tíos, primos…), no hay vecinos que la aprecien, no hay amigas de la infancia… El único personaje un poco cercano es una compañera de trabajo. Y lo mismo sucede con él, aunque la percepción es un poco distinta porque menciona por lo menos que tiene “muchas amigas”. No aparece ningún personaje vinculado a sus vidas que no sea relacionado con el trabajo. Raro ¿no? Para mi mentalidad mediterránea impensable.

Como os podréis imaginar y viendo lo entretenida que he estado con esas dosis de suspense, acción y sexo me apunto las dos novelas que faltan para leerlas pronto.

Valoración: Aunque tiene algunos fallos (la parte del romance es un poco forzada y rápida) la considero una novela muy recomendable. No decayó en ningún momento.

Os paso el enlace a la reseña de esta novela en “El blog de Lady Marian” para que tengais otra opinión diferente:

http://blogdeladymarian.blogspot.com.es/2011/03/matar-para-contarlo-de-linda-howard.html

NORA ROBERTS.- “La testigo”.

NORA ROBERTS La testigo

  • Nº de páginas: 512 págs.
  • Editorial: PLAZA & JANES EDITORES
  • ISBN: 9788401354816

SINOPSIS:

Una noche de verano, Elizabeth Fitch falsifica un carné de conducir con la edad necesaria para que la dejen entrar en la discoteca Warehouse 12. Su vida cambiará para siempre cuando conozca a Ilya Volkov, el hijo del dueño del local, el capo de la mafia rusa en Chicago.

OPINIÓN:

Cuando llegué a la biblioteca y me encontré un ejemplar de “La testigo” empecé a relamerme de gusto. Pero, queridos amigos,… cometí un fallo. Tenía muchas tareas pendientes y se me ocurrió empezar el libro. Y no lo pude soltar hasta que terminó. No pude dosificarlo como me ocurre con otros. A pesar de lo gordito que es y de que no dejé de hacer las cosas más prioritarias tardé apenas tres días en devorarlo. Me chifla.

El personaje Liz-Abigail es espectacular. Un portento de niña con una infancia con muchísimas carencias afectivas que por un un acto de rebeldía adolescente cambia toda su vida y sus planes de futuro. En principio, al leer la sinopsis de la novela el tema de la mafia no me resultaba muy atrayente pero como Nora Roberts es para mí un valor seguro le di crédito a la novela y no me defraudó ni un poquito.

La forma en que evoluciona el personaje sin ayuda, convirtiéndose en una profesional valiosa, fuerte, con una inteligencia muy por encima de la media y capaz de defenderse a sí misma es perfectamente creíble.

El personaje de Brook le pone el contrapunto simpático, la personalidad familiar, abierta, cariñosa y descarada.

Disfrute muchísimo con los diálogos entre los dos, las bromas y las diferencias entre sus personalidades, tan contrapuestas.

Al principio él queda un poco en desventaja ante la capacidad intelectual de ella pero al final te queda la sensación de que él tiene mucho que aportar en otras facetas (inteligencia emocional que dirían ahora), siendo también muy listo el chico.

El resto de personajes secundarios, como casi siempre, están muy cuidados. Destacaría a la encantadora madre de Brook, una hippy en su juventud y ahora dedicada a la pintura.

La historia secundaria del niño rico y mimado del pueblo, que descontrolado destroza la habitación del hotel con sus amigotes colmando la paciencia de Brook, resulta francamente entretenida. Me encanta esa decisión de nuestro poli de acabar con la impunidad del chaval, que hasta ahora se ha librado de sus fechorías gracias al dinero de su padre (otro impresentable).

Es fantástica la forma en que resuelve Abigail sus problemas. Me gusta que se convierta en una experta en seguridad y que gracias a sus conocimientos informáticos pueda llevar a cabo su venganza elegantemente. Tiene un final genial.

Es de agradecer que hasta la atmósfera del pueblo donde se refugia Abigail me situe en un bonito entorno y con muchas relaciones entre los personajes con las que entretenerse (la amante de Brook, su amigo candidato a alcalde, los policías que trabajan con él, …)

Como dentro de la policía hay topos a todos los niveles y ella ha estado a punto de morir por su culpa el suspense lo tenemos garantizado: Abigail vive sin poder confiar en nadie. Estuve dándole vueltas a como iba a conseguir luchar ella sola contra toda la mafia y sus contactos. Eso me intrigaba mucho. Y me gustó como lo resolvió la autora. El temor de que la encontrasen siempre estuvo ahí, pero captó menos mi atención (no es plan que acaben cargándose a protagonista ¿no?).

Conclusión: Este libro pasa a la de títulos favoritos.

NORA ROBERTS.- “Atrapada”

NORA ROBERTS Atrapada

  • Nº de páginas: 288 págs.
  • Editorial: DEBOLSILLO
  • ISBN: 9788490323427

SINOPSIS:

Grace McCabe es una exitosa escritora de novelas de misterio. Sin embargo, a su hermana Kathleen las cosas no le van tan bien… muy al contrario, su vida es un desastre: enredada en una batalla legal con su exmarido por la custodia de su hijo, se ve obligada a complementar su exiguo sueldo atendiendo por las noches un a línea caliente para poder pagar a su abogado. Cuando, una noche, Kathleen aparece estrangulada en su propia casa, Grace decide poner en marcha una osada trampa para atrapar al asesino. Pero en ocasiones la locura engendra mentes brillantes y peligrosas que no se detienen ante nada… ni ante nadie.

MI OPINIÓN:

Primero os sitúo en mi estado de ánimo: ¡padeciendo una racha bastante larga de lecturas inacabadas por aburridas y con demasiados frentes abiertos! Encima de mi mesilla, en proceso de atasco, se encuentran 4 o 5 novelas que entran en la categoría de lo que considero buenas lecturas pero que, sin saber por qué, solo pensar en continuarlas me provoca una pereza infinita.

En esa tesitura me encuentro cuando aparece esta novela, con un título que ni pintado: ATRAPADA. Por fin volví a encontrarme atrapada por una historia. No es de las mejores novela de Nora Roberts pero todo en esta vida adquiere valor según con lo que lo compares. Y en comparación con el último paquete de mis desacertadas elecciones de lectura esta novela me hacía llegar a casa deseando ponerme con ella. Me ha mantenido interesada de principio a fin

Aquí nos encontramos con que conocemos al asesino desde el principio, sabemos su edad aproximada, su motivación. Ese hecho acrecienta el suspense porque somos testigos de cuando va a actuar y contra quien pero… ¡el lector no puede poner sobre aviso a la policía ni a la víctima! Ellos van a su ritmo: descubriendo pistas poco a poco.

La autora nos encamina hacia un candidato que responde a las características del asesino pero que tiene una sólida coartada, son lo que lo que surgen nuevas preguntas. ¿Será ese el asesino o un amigo que lo ha utilizado? ¿O la coartada no es tal sino que le encubren? Todo este juego es lo que me gusta y me mantiene atenta.

Los protagonistas, muy agradables ellos, tienen el consabido romance, pero éste fluye con naturalidad y no tiene un peso excesivo en la historia.

Grace y Ed son dos personajes por los que es fácil sentir simpatía: abiertos, amigables, listos, y a los que calificaríamos como “buenas personas”. Sus peculiaridades (la obsesión de Ed por la comida sana y vivir siempre imaginando historias en el caso de Grace) les aportan encanto. Resulta divertida la facilidad para comunicarse con los demás de Grace (véase la historia de la vecina, amante de los gatos, que está en una de sus reencarnaciones y que se acuerda de las reencarnaciones de otros personajes).

Aunque se puede leer de manera independiente, aquí volvemos a encontrarnos con Ben y Tess, los protagonistas de “Polos Opuestos”, novela de la que ya os hablé. Nuevamente Tess ayuda como psiquiatra en el caso aunque esta vez sin involucrarse tanto como en la novela anterior.

Por otro lado, la casa ruinosa que Ed compró, ahora se encuentra en fase de restauración. Me gusta ese lugar. Como tengo debilidad por las casas, me gusta que se hable de ellas y de cómo se devuelve el esplendor a las antiguas. Por eso, me sentía bien cuando el manitas de Ed se ponía a trabajar.

Para mí es importante donde se desarrolla la acción. Me gustan las islas, las zonas pantanosas, la vegetación exuberante, los bosques, las viejas mansiones… y no me gustan tanto los entornos urbanos o los ambientes carcelarios. No es un requisito pero tengo que decir que me condiciona a la hora de elegir una novela casi tanto como la portada.

Los diálogos ligeros, las descripciones las justas para situarte sin llegar a cansar y las relaciones entre los personajes muy bien reflejadas. Encuentro que son dos los ejes alrededor del cual gira toda la acción que se desarrolla: la difícil relación entre las dos hermanas con el consiguiente sentido de culpa por parte Grace (no estaba en casa cuando mataron a su hermana) y la del asesino con sus padres (de la que no os cuento para no desvelar demasiado de la trama).

Espero que la disfrutéis. Es muy recomendable para pasar un buen rato leyéndola.

CAMILLA LÄCKBERG.

la-princesa-de-hielo-9788496748163

“LA PRINCESA DE HIELO”

  • Editorial: EMBOLSILLO
  • ISBN: 9788415140054
  • Año edición: 2010
  • Plaza de edición: MADRID
  • SINOPSIS: Misterio y secretos familiares en una emocionante novela de suspense. Erica vuelve a su pueblo natal tras el fallecimiento de sus padres, pero se va a encontrar con un nuevo drama. Aparentemente su amiga de la infancia, Alex, se ha suicidado. Pronto se descubre que no solamente fue asesinada sino que estaba embarazada. El primer sospechoso es Anders, un artista fracasado con quien Alex mantenía una relación especial. Pero poco después de ser liberado por falta de pruebas, Anders aparece muerto en su domicilio. Con la ayuda del comisario Patrik, Erica investigará el pasado de su amiga Alex.
  • COMENTARIO: Este fue el primero de los libros que leí de esta autora. Lo compré porque me atrajo la historia de la contraportada y resultó una buena elección. Desde entonces he leido todos los que ha publicado en castellano excepto el último, que lo tengo pendiente.En esta novela, como en todas las suyas, la historias de fondo es muy cruda. Lo ocurrido en el pasado determina el presente, pero los personajes y las situaciones actuales son muy frescas y le ponen el punto de diversión a la tragedia: el inutil del jefe con su peluquín, los peculiares compañeros de trabajo  de Patrick, …

PETROS MARKARIS.

IMAGEN LIQUEDACION FINAL

  • “LIQUIDACION FINAL”

  • Editorial: TUSQUETS EDITORES.
  • Nº de páginas: 344 págs.
  • Lengua: ESPAÑOL
  • ISBN: 9788483834442
  • SINOPSIS: Mientras los griegos ricos se las ingenian para no pagar impuestos, los griegos empobrecidos por la crisis sólo pueden indignarse ante el escandaloso fraude fiscal o desesperarse ante el empeoramiento de la situación. Sin embargo, un hombre ha decidido pasar a la acción y tomarse la justicia por su mano. Con cartas de amenaza y armas anticuadas, se dispone a ajustar cuentas. Entretanto, en la Atenas al borde de la quiebra, todo está patas arriba, excepto el Departamento de Homicidios. No hay crímenes, sólo rutina y burocracia. Cuando encuentran el cadáver de la primera víctima que se cobra ese peculiar justiciero, el comisario Kostas Jaritos casi siente alivio. Su jefe le ha hablado de un posible ascenso, pero de momento le han recortado el sueldo y su hija Katerina piensa en emigrar porque no encuentra trabajo. Y él tiene que atrapar a un asesino que realiza una obra «providencial», aplaudida por muchos ciudadanos.
  • COMENTARIO: Es un libro muy entretenido. La única pega que puedo ponerle es que a veces se “deleita” en exceso con los recorridos de los coches por las calles (a las que hace mención a diestro y siniestro) y, -esto es personal-, me cuesta retener los nombres griegos con lo cual a veces, con los personajes secundarios, tengo que pararme un poco a “visualizar” al sujeto. El autor hace un buen “retrato” de la actual crisis económica del pais y como ésta afecta a las personas.