BRENT WEEKS.- “El Camino de las sombras”.

el camino de las sobras libro

  • Trilogía: El Angel de la Noche.
  • Editorial: DEBOLSILLO
  • Nº de páginas: 592 págs.
  • ISBN: 9788499893679

SINOPSIS:

«Levántate, chaval. Es hora de matar.» La muerte es un arte, y Durzo Blint lo ejecuta a la perfección. Incluso el poderoso Sakagé, la organización criminal que controla los hilos de la ciudad de Cenaria, lo respeta. Para Azoth, un huérfano criado en las calles, la única manera de escapar de la miseria y el miedo que siempre lo han acompañado es ser temido antes que temer, matar antes de que lo maten. Si quiere sobrevivir debe convencer a Blint de que lo acepte como aprendiz. Pero aprender a asesinar con el mejor exige más que un duro adiestramiento. Hay que cambiar de identidad, olvidar el pasado y aquello en lo que se creía. Hay que aprender a moverse como las sombras en un mundo de intrigas donde nobles, plebeyos y criminales son meras piezas de una partida que acaba de empezar.«El camino de las sombras es una novela que resultará apasionante para los aficionados a la fantasía épica. Y es solo el comienzo.»

RESEÑA:

Trepidante. Esa es la palabra que me viene a la cabeza cuando pienso en como describir esta primera novela de la trilogía “El Angel de la Noche”. Estuve muy, pero que muy entretenida, con las peripecias del ejecutor, Durzo Blint y su aprendiz Azoth, alias Kylar.

La trama no te deja descansar ni un momento. Se diversifica y estás atendiendo a tantos asuntos a la vez que parece que estás montado en una montaña rusa. Hay muy poca tranquilidad. Se suceden los acontecimientos: la integración de Kylar en la sociedad Cenaria, el poder del Sakagé que dominando la prostitución, el juego, a los ejecutores y a las hermandades… domina tanto los bajos fondos del reino como las altas esferas, la lucha por la corona, la profecía de los magos y por último la invasión de Cenaria por Khalidor y su rey Dios.

Los personajes son dificiles de olvidar: “Rata” el puño de la hermandad a la que perteneció Azoth cuando era un niño, “Roth Ursuul” el sádico loco que se convierte en shinga (jefe) del Sakagé, “Logan de Gyre”, joven noble erudito y gran guerrero, honesto y puro, “Jarl”, amigo de la infancia de Azoth y que convertido en prostituto es un hombre valioso por su bondad, inteligencia y generosidad, “Muñeca” (luego Elene) el amor de Azoth… una niña hermosa y buena.

Muchísimos personajes en esas 592 páginas, pero ninguno me sobra. Y la mayoría de ellos muy bien dibujados. Me he divertido mucho con el Nono, el rey, un tonto impresionante.

El libro está plagado de espadas con sonoros nombres y mágicos poderes (Curoch, Sentencia), magos, guerreros… y tiene como núcleo central la búsqueda de los ka´kari, unos objetos que al enlazarse con un humano le proporcionan un poder inmenso.

Las escenas de batalla entre montañeses de Kalidor, soldados de élite, acompañados de los meister (los brujos malos) y las tropas cenarias son rápidas, emocionantes, sangrientas… disfrute a tope para aquellos a los que nos gusta la fantasia heroíca.

La única pega que puedo ponerle es que a veces era demasiado confusa la motivación de los personajes para actuar de una determinada forma. Mucho se desentraña al acabar la novela y aunque tiene un buen final la historia queda inconclusa a la espera de leer las otras dos partes de la trilogía.

Ardo en deseos de averiguar que pasa con Dorian, Solon y Feir (los magos “buenos”), que ocurre con la princesa Jeanine y como logra salir Logan – eso espero- del pozo dentro de las Fauces (la carcel donde encierran a los desechos de la sociedad: asesinos, violadores….)

Terrible es para el lector la baza que se guarda el autor para mantener la tensión: liquida a los personajes sin ningún problema. Son muertes que no debían haber sucedido y que te duelen. Conoces al personaje, lo aprecias y… se lo carga. No sucede mucho pero cuando lo hace sabes que le puede suceder a cualquiera. No mantienes la ilusión de esas otras novelas en las que estás seguro de que, por muy dificiles que se les pongan las cosas a los protagonistas y a “algunos” secundarios, no les pasará nada malo. Por otro lado, debo tener un punto de masoca, porque disfruté mucho pasándolo mal.

Escrito de forma ágil y con gran derroche de imaginación, se le cuelan al autor algunas expresiones excesivamente “modernas” en un ambiente medieval pero… ¡que es eso comparado con todo lo que te da!: aventura y emoción a raudales.

¡Esa segunda parte está muy arriba en mi lista de próximas lecturas!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s